La gripe estacional causa cada año sólo en España, varios miles de muertes. Afecta cada año, entre 700.000 y 4.500.000 personas, con un promedio de alrededor de 2,5 millones y una tasa de mortalidad de alrededor del uno por mil, mucho mayor en los ancianos.

En el mundo, la gripe A (H1N1), se propaga muy rápidamente según la OMS y ahora afecta a 136 países, se ha cobrado aproximadamente 800 víctimas, 94.000 casos en los últimos informes. Entrevistado en el Journal du Dimanche, Bernard Debre, un médico y miembro del Comité Nacional de Ética en Francia (también miembro del UMP de París) concluye que esta enfermedad es un “constipado sin ningún riesgo“.

Reconstrucción del virus de la mal llamada gripe española

Reconstrucción del virus de la mal llamada gripe española

Según él, después del grave episodio de la gripe aviar, hay que tener en cuenta que el virus H5N1 mata al paciente entre el 60 y el 65% de los casos, pero es difícil de transmitir a los seres humanos, el temor era que, a través de la recombinación genética (algo común en el virus de la gripe) apareciera un nuevo virus de la gripe virulento y peligros. “Este sorteo se celebró, pero produjo un buen número: el H1N1.

Bernard Debré considera que la OMS ha mediatizado demasiado la epidemia e incluso que está “sobreactuando”. El médico se muestra de acuerdo en que los gobiernos deben hacer algo, pero sin hacer tanto ruido en los medios de comunicación, que sólo sirve para que cunda el pánico entre la población. El único interés, dice, sería político y “el martillo, con fines políticos, el siguiente mensaje: Bueno gente dormid sin miedo, nosotros nos encargamos de vosotros

Las principales compañías farmacéuticas (GlaxoSmithKline, Novartis y Sanofi Pasteur) no pueden servir a todos la cantidad de vacunas que necesita la Unión Europea. La vacuna no estará disponible antes de octubre, en el mejor de los casos, y hay que tener en cuenta que la vacunación se alargará durante varios meses. Según la comisaria europea de salud, Androula Vassiliou, según Le Canard Enchaîné , “no habrá vacunas para todos“.

En el plano económico, las consecuencias son difíciles de evaluar, pero que son ciertas, a causa del absentismo en las empresas como las restricciones de movimiento de personas que las autoridades podrían imponer. el cierre de escuelas, guarderías y universidades, la cancelación de actividades de grupo (fiestas, actuaciones …), limitaciones de actividades y viajes de negocios …

El Banco Mundial estima una más que posible disminución del producto interno bruto mundial entre 0,7 y 4,8%.